11 de diciembre de 2017

Reseña #227 | El día que se perdió la cordura | Javier Castillo



⠂Título original: El día que se perdió la cordura
⠂Autor: Javier Castillo 
⠂Editorial: Suma de letras
⠂Año: 2017
⠂Género: Novela negra
⠂Páginas: 456
⠂Saga: Serie (1/2?)
⠂Precio: 17.90€
⠂ISBN: 9788483659052




Diciembre de 2013, Boston. Un hombre camina desnudo con la cabeza decapitada de una mujer. Las autoridades lo ingresan de inmediato en el centro psiquiátrico de la ciudad, donde el doctor Jenkins intenta interrogarlo sin éxito. El sospechoso de asesinato no ha dicho ni media palabra desde su llegada. No saben quién es, ni por qué ha decapitado a la mujer.

Stella Hyden, una experta en perfiles psicológicos del FBI, acude al centro para ser testigo de las siguientes entrevistas con el paciente. Entonces, el doctor Jenkins recibe un paquete anónimo que convertirá el caso en algo personal. Y a partir de ese momento, la investigación los llevará hasta unos sucesos fortuitos ocurridos en el misterioso pueblo de Salt Lake, diecisiete años atrás.

<<Lo peor de perder a alguien no es saber que ha muerto.
Es no saber qué ha ocurrido.>>

Junio de 1996, Salt Lake. La familia de Amanda Maslow lleva varios años visitando este destino turístico durante el verano. Salt Lake les aporta la tranquilidad que les roba el estrés de Nueva York, donde su padre trabaja como abogado para uno de los principales bufetes de la ciudad. Pero éste es el primer año que Amanda encuentra una nota tan inquietante en la casa que han alquilado. Alguien ha escrito su nombre y la fecha exacta de su llegada. ¿Por qué?

Finalmente, Amanda decide no contárselo a nadie y seguir con su vida como si nada. Después de todo, lo único que de verdad le preocupa es pasar unas vacaciones inolvidables en compañía de su familia. Poco podía imaginar que, en un pueblo tan remoto, iba a conocer al hombre su vida en unas circunstancias tan dramáticas.

<<En aquel momento no lo dudé ni un segundo. Tuve claro lo que tenía que hacer. Cambiaría el mundo, movería el cielo, y esperaría una eternidad para recuperar su recuerdo, su sonrisa. Sobre todo para recuperar la cordura, para redimir mi culpabilidad y para entender el sentido de todos estos años.>>
 
El día que se perdió la cordura es una novela que me ha intrigado por completo desde las primeras páginas. La historia va dando saltos en el tiempo, hilando el pasado con el presente a un ritmo bastante pausado. Realmente, no tenía ni idea de cómo iban a encajar todas las piezas del rompecabezas, así que he devorado cada capítulo con muchísimas ganas de descubrir de qué manera están relacionadas las vidas de todos los protagonistas, que no son pocos. Sin duda, es una lectura que te atrapa y, en más de una ocasión, también te deja sin aliento.

Poco a poco, todos los crímenes cometidos van saliendo a la luz. Pero siempre se deja algunos flecos sueltos para mantener vivo el interés. ¡Y vaya si no lo ha conseguido! Además, los habitantes de Salt Lake no son los únicos que guardan secretos bajo llave. El doctor Jenkins y Stella Hyden también tienen un pasado oculto.

<<Por muchos actos, tanto bondadosos como malévolos que uno realice, al final sigues siendo tú. Puede que no el mismo tú, pero tú al fin y al cabo.>>

Pero, al contrario de lo que pueda parecer, la investigación no tiene un ritmo trepidante. De hecho, creo que es uno de los puntos flojos de esta historia. La investigación policial deja mucho que desear, porque los procedimientos no resultan demasiado creíbles. Stella se limita a permanecer sentada mientras el decapitador le confiesa su historia personal durante horas. Y mientras tanto, nadie interviene.

Por cierto, el perfil psicológico de Stella no me convence. Ni siquiera entiendo que hayan puesto al frente de una investigación tan importante a una pusilánime como ella, ni tampoco que haya llegado tan lejos dentro del cuerpo. Stella sufre de ansiedad social y se bloquea cuando tiene que hablar en público. Por otro lado, permite que los demás se salten la ley como si ella misma no fuera a salir damnificada. Directamente, me ha parecido una protagonista demasiado vacía. Y no es la única.

La historia está muy bien construida pero los personajes se comportan de un modo contradictorio, cometiendo errores que no tienen justificación. Por otro lado, esta novela negra se escapa tanto de la norma que roza ligeramente lo paranormal. Desde un principio, el autor nos presenta una ambientación esotérica y se da a entender que un grupo de personas están llevando a cabo algún tipo de ritual religioso.

<<Creo que nadie debería arrepentirse de sus decisiones. Debe aceptarlas, vivirlas, pedir perdón cuando proceda, pero nunca arrepentirse. La vida se compone de momentos fútiles, insignificantes decisiones tomadas por tu yo particular en cada instante, de manera más o menos meditada, pero siempre es uno quién las toma... Nadie toma las decisiones por uno. Nadie me ha obligado a hacer lo que voy hacer, pero sí se han dado las circunstancias adecuadas para que mi yo, mi ser, decida acabar con todo hoy.>>

La historia está narrada a tres tiempos y por dos voces. La primera, un narrador en tercera persona que nos cuenta tanto el pasado como el presente de los principales protagonistas. La segunda, un narrador anónimo que relata en primera persona sus propias pesquisas. Básicamente, es un enlace entre el pasado y el presente.

Por último, me he encontrado con un final agridulce. El argumento me ha parecido bastante correcto y la trama resulta ligeramente original, aunque la premisa me recordaba muchísimo a cierta película que no voy a mencionar para que ésta sea una reseña libre de spoilers. (Si he despertado vuestra curiosidad, podéis hacer clic aquí para descubrir a qué película me refiero.)

<<Dios ha muerto y, con él, el ser humano.>>
 
Por cierto, la historia de Amanda y Stella no ha hecho más que empezar. En enero, se publica la segunda parte: El día que se perdió el amor. Todavía no he decidido si me animaré o no con la continuación, por miedo a que sea más de lo mismo. En cambio, sí que voy a seguirle la pista a este autor porque la cosa promete.


En conclusión. Esta lectura me ha despertado sentimientos encontrados. Por un lado, me ha parecido una novela negra diferente que se escapa de la norma. También me ha parecido un libro muy entretenido que me ha intrigado muchísimo desde el primer capítulo. Pero mi entusiasmo se fue apagando a medida que el desenlace perdía la cordura. La novedad no ha funcionado conmigo, y puede que no sea una GRAN novela. Pero he descubierto a un gran autor, con un futuro muy prometedor por delante.

Nota: tres de cinco

7 comentarios:

  1. ¡Hola!

    Mmmm pues no se que pensar después de tu reseña, o sea me ha gustado de dónde parte la historia pero luego otras cosas veo que fallan o que están un poco mal llevadas... no se.

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  2. Holaa
    A mi este libro me gustó más que a ti, recuerdo que me dejó con muy buenas sensaciones y que me sorprendió ^^
    Un besito guapa

    ResponderEliminar
  3. En un principio me interesaba, cuando salió a la venta, pero ya he leído varias reseñas un tanto negativas sobre lo lenta que es su trama. La verdad es que ahora mismo no me planteo leerlo...

    ResponderEliminar
  4. ese ritmo pausado hace que con una trama bastante original y que no empatizaste con algun q otro personaje...hace una lectura q está bien...pero no memorable...con todo lo pendiente q tengo la dejo pasar, pero te doy las gracias por darmela a conocer con tu opinión

    Besitoss

    Otro Romance Más

    #devuelvocomentarios

    ResponderEliminar
  5. Hola! tengo esta novela entre mis pendientes. La verdad es que lo que dices de ella en la reseña me iba haciendo tener más interés hasta que llegué a la parte de la investigación policial y la protagonista. Aún así, le daré una oportunidad. Un saludo!

    ResponderEliminar
  6. Hola ^^ No conocía éste libro, pero no me terminó de cerrar. Gracias por la reseña!

    Soy tu seguidora numero 100! Felicitaciones ❤ Me quedo por acá, ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar

Espero que el contenido de esta entrada te haya parecido interesante. Por favor, sé respetuos@ con los demás lectores y no hagas spoilers de ningún libro. Gracias.