17 de marzo de 2018

Reseña #261 | El ladrón | Fuminori Nakamura



⠂Título original: Suri
⠂Autor: Fuminori Nakamura 
⠂Traducción: Raquel Muñoz Caridad
⠂Editorial: Quaterni 
⠂Año: 2013 
⠂Género: Thriller, Misterio
⠂Páginas: 224 
⠂Serie: Autoconclusivo 
⠂Precio: 18.50€ 
⠂ISBN: 9788494030185




Nishimura es un carterista japonés a merced del destino. Hace años, Ishikawa le propuso un golpe aparentemente fácil en el que nadie tenía que salir herido. Sin embargo, después de la magnitud de aquel suceso violento, Nishimura huyó de la ciudad por miedo a morir. Desde entonces, no ha vuelto a tener noticias de su amigo. Por esa razón ha regresado a Tokio, para descubrir qué ha sido de él. Pero después de tanto tiempo, Nishimura todavía se verá perseguido por las deudas del pasado.

<<Ya no nos podremos volver a ver, porque me tengo que ir lejos de aquí. Pero no te conviertas en alguien insignificante. Aunque lo pases mal, tendrás tu oportunidad.>>

El ladrón no es un relato lineal. En mi opinión, la única manera de generar algo de suspense con una historia tan simple era confundir los tiempos con tanta frecuencia como desgana (todo sea dicho de paso). Los primeros capítulos son un inicio demasiado lento y aburrido, porque nos presentan a un protagonista anodino que vierte una poca de luz sobre una profesión tan oscura. Da la impresión de que los carteristas tengan la profesión más respetable del mundo, ya que son personas que, rodeadas de miseria, se rieron del mundo entero.

<<Si no puedes evitar que la luz te dé directamente en los ojos,
es mejor que tomes la dirección opuesta.>>

Sus víctimas solo son para él extraños, rostros sin nombre a los que robar... pero no deja de preguntarse por las historias personales de cada uno. Nishimura no tiene familia, ni amigos, ni relaciones... pero tiene su corazoncito. Según parece, el ladrón se censura a sí mismo y prueba de ello son los recuerdos reprimidos que lo atormentan durante la noche. Recuerdos que, al final, no son nada. 

Precisamente, la historia al completo viene cargada de información irrelevante como, por ejemplo, la enfermedad de Pick (robar cosas inconscientemente) que se menciona varias veces de pasada, pero que no tiene ninguna trascendencia determinante. Tampoco importa demasiado su aventura con la hermosa Saeko.

<<Una cartera muestra la personalidad y el modo de vida de una persona, del mismo modo que un teléfono móvil. Ambos objetos desvelan, como ningún otro, los secretos más profundos de sus propietarios.>> 
  
Cuando la historia comenzaba a estancarse en una vida demasiado rutinaria, el narrador lleva a cabo un brevísimo salto en el tiempo para resolver, lo antes posible, la única incógnita posible: ¿qué sucedió en realidad durante el golpe? De hecho, este punto de la novela es el único capaz de generar cierta intriga, porque todo lo demás me ha aburrido sobremanera. Y lo que es peor, la planificación de este atraco a mano armada no me acaba de convencer.

Una vez más, regresamos al Tokio actual, donde Nishimura conoce a un niño que le recuerda demasiado a sí mismo, lo que se traduce en un vínculo emocional que solo les meterá en problemas (ya os había dicho que el ladrón también tiene su corazoncito). Llegados a este punto, la madre del niño nos confirma que las mujeres de esta novela solo desempeñan un rol sexual totalmente innecesario.

En realidad, el niño tampoco pinta nada en este entierro. Su presencia en este libro es una excusa barata para sacar a colación la infancia de Nishimura y sus primeros pasos como ladrón de carteras. Por lo demás, el protagonista es un perfecto desconocido.

<<-Si no existiese el concepto de propiedad, obviamente el concepto de robo tampoco existiría, ¿no? Mientras haya en el mundo un solo niño hambriento, todo tipo de propiedad es perversa.
-Pero es un error justificar con eso lo que nosotros hacemos.
-Yo no justifico nada. Simplemente digo que detesto a esas personas que están firmemente convencidas de que son personas de bien.>>

Como los tiempos aparecen desordenados, parece que la novela está compuesta de muchas más partes. Pero, en realidad, toda la trama se puede resumir perfectamente en dos o tres frases. Por otro lado, la mayoría de los personajes secundarios están de más. Excepto Kizaki, el verdadero director de esta orquesta monocorde, un simple mortal que manipula el destino de cuantos le rodean. Sin embargo, este dios todopoderoso reflexiona en unos términos que tampoco me convencen.

<<Es una de las condiciones para un crimen perfecto: camuflarlo
como el crimen de alguien que ya no está en este mundo.>>
 
Para ser sincera, no entiendo el trasfondo de esta novela. Si se trata de una historia con moraleja, reconozco que a mí no me ha llegado ningún mensaje. Todo lo contrario, las últimas páginas me han parecido muy poco esclarecedoras y la mayoría de las tramas secundarias se han quedado en el aire.
  


En conclusión. La historia en sí no me disgusta, pero su lectura se hace interminable. La prosa es amena, pero el ritmo narrativo resulta demasiado plano y la acción no ha sido todo lo trepidante que cabía esperar. De cualquiera manera, no puedo empatizar con un protagonista tan hermético y retraído. Salvaría algún que otro pasaje de interés, pero la suma resultante no aporta nada nuevo a un género tan explorado.

Nota: dos y medio de cinco

3 comentarios:

  1. Hola!
    Estoy con uno de "persecuciones y deudas del pasado" ahora mismo, así que este lo descarto por el momento. No suelen ser muy de mi estilo por lo que solo los leo de pascuas en ramos.
    Un Saludo!

    ResponderEliminar
  2. Eso de que su lectura se hace interminable me asusta pues ahora tengo menos tiempo para leer y quiero libros que me resulten fáciles y amenos, por otro lado no estoy leyendo de este género.

    Besos =)

    ResponderEliminar
  3. Es un libro que no conocía pero por lo que comentas, creo que lo dejaría pasar. En muchos libros ocurre que se puede resumir en dos o tres frases como indicas, pero algunas veces el libro en su conjunto puede ser maravilloso. Lamento que no fuera una gran lectura para ti.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Espero que el contenido de esta entrada te haya parecido interesante. Por favor, sé respetuos@ con los demás lectores y no hagas spoilers de ningún libro. Gracias.